Greg Ryan (Seleccionador, Estados Unidos) "Hemos hecho un partido perfecto. Inglaterra es un equipo difícil de batir. Tiene una gran defensa, pero alenté a mis jugadoras para que marcaran primero, porque el primer gol siempre es crucial. Una vez que lo logramos nos hicimos con el control del partido. Creo que todo el equipo ha jugado bien. Kristine Lilly es el alma de esta selección y hoy lo ha demostrado".

Hope Powell (Seleccionadora, Inglaterra): "Estamos muy decepcionadas. Dicho esto, no creo que hayamos jugado mal. Nuestras rivales son bicampeonas del mundo y la experiencia es lo que les ha permitido superarnos y alcanzar las semifinales. Todavía tenemos mucho que mejorar, pero volveremos".

Kristine Lilly (Delantera, Estados Unidos): "Creo que éste ha sido uno de nuestros mejores partidos en el certamen. Hemos jugado un buen fútbol y ahora queremos llegar a la final y ganarla. Creemos en nuestras posibilidades y una actuación como la de hoy contribuye a reforzar nuestra confianza. Estoy impaciente por saber el nombre de nuestro rival en semifinales y no veo la hora de que empiece nuestro próximo partido".

Faye White (Defensa, Inglaterra): "Como es obvio, estamos decepcionadas, pero no encuentro palabras para explicar lo que sentimos en este momento. Las chicas lo dieron todo, pero enfrente teníamos a una selección estadounidense muy fuerte, tal y como esperábamos. Ante un equipo así tienes que mantener la concentración durante los 90 minutos. Sabíamos que eran peligrosas a balón parado y cuando recibes un gol debes impedir que afecte a tu juego. Por desgracia, no fuimos capaces de lograrlo".