Desde que fue reinaugurado en junio de 1999, el tradicional estadio Joaquim Américo, conocido como Arena da Baixada, tiene la reputación de ser uno de los más modernos y mejor estructurados de Brasil.

No sorprendió a nadie, por tanto, que la casa del Atlético Paranaense, construida en su versión original en 1914, estuviese entre las elegidas para servir de sede a la Copa Mundial de la FIFA Brasil 2014™.

Para el certamen, el estadio fue sometido a una serie de obras. En la remodelación se llevaron a cabo los ajustes pertinentes y se agregaron tribunas paralelas al campo. De esta manera, el aforo se aumentó hasta las 39.631 personas, con el fin de que el edificio pueda celebrar cuatro partidos en la cita de 2014.

Partidos

Cambiar a tu zona horaria