Copa Mundial de la FIFA Brasil 2014™

Copa Mundial de la FIFA Brasil 2014™

12 junio - 13 julio

Copa Mundial de la FIFA 2014™

Deschamps: "Escribir juntos una nueva historia"

French national football team's head coach Didier Deschamps attends a training session
© AFP

A Didier Deschamps le gusta que la historia se repita. Él fue el primer capitán de un club francés en conquistar una Copa de Europa, la de 1993 con el Olympique de Marsella. El conjunto provenzal tardó 17 años en alzar otro trofeo. Una larga sequía que culminó en 2010 con el título de campeón de Francia. El técnico que ese mismo año había tomado las riendas del equipo no era otro que el propio Deschamps. La afición coreó entonces su nombre al igual que lo había hecho en su etapa como jugador.

Así, cuando en julio de 2012 el antiguo motor de los Bleus fue nombrado seleccionador, los hinchas tricolores vieron motivos para el optimismo. Y es que, allí por donde pasa Deschamps, el éxito no tarda en llegar. Además del Marsella, con el que además sumó tres Copas de la Liga consecutivas, el que fuera mediocentro del Nantes guió al Mónaco hasta la final de la Liga de Campeones en 2004 y al Juventus hasta el título de la Serie B en 2007.

Su primer año al frente de los Bleus no ha sido una balsa de aceite, pero ha asegurado una plaza en la repesca de la Copa Mundial de la FIFA Brasil 2014™, al quedar segundos en un grupo dominado por España, vigente campeona mundial y de Europa. De este modo, si Deschamps quiere que la historia se repita con Francia y ver a un jugador galo levantar de nuevo el trofeo supremo, sus hombres tendrán que salir airosos de su desplazamiento a Ucrania. Tras el sorteo, que decidió la suerte de los *Bleus *en la repesca, el técnico francés compartió con FIFA.com las claves de la clasificación.

Señor Deschamps, medirse a Ucrania en la repesca, partir como favoritos y disputar la vuelta en casa, ¿es una ventaja?
Así son las cosas, no tenemos elección. Evidentemente, enfrentarnos a Portugal, Croacia o Grecia, que tienen su trayectoria internacional y jugadores de talla mundial, habría resultado más complicado, al menos sobre el papel. Ucrania se basa más en el colectivo. Que la vuelta se celebre en casa también está muy bien. Todos estos elementos deberían darnos confianza, pero no hay que fiarse del rival. Ante todo, no debemos dar los partidos por ganados antes de haberlos disputado. ¡La clasificación hay que pelearla!

Les esperan dos choques decisivos. ¿Qué diferencia hay entre estos encuentros y los de la fase de grupos?
Tendremos que derrochar garra, eso está claro. Nos la jugamos en dos partidos, con poco tiempo entre la ida y la vuelta. El viaje es largo, y seguro que hará fresco, o incluso frío, habrá que prepararse bien y organizarnos al máximo para garantizar una buena recuperación. Por mi parte, voy a recabar toda la información posible sobre este equipo. De todas formas, no hay que olvidar que Ucrania fue cabeza de serie, que está mejor situada que nosotros en el escalafón y que lleva una gran racha desde la Eurocopa 2012. Así que respeto y cautela.

Tras un largo periodo de incertidumbre, en sus tres últimos compromisos Francia ha jugado mejor y ha marcado goles: 2-4 en Bielorrusia, 6-0 contra Australia y 3-0 ante Finlandia. ¿Se ha producido un detonante?
No, hay periodos de más confianza, lo que sin duda explica que el equipo esté mejor en este momento. Durante la última ronda he contado con jugadores en plena forma, y también he recuperado a algunos que estaban sancionados o lesionados. Espero que no suceda nada de aquí a que entregue mi lista y antes de los dos encuentros, porque necesitaremos todas nuestras fuerzas. Tendremos que estar unidos, dado que ver a los Bleus en Brasil es algo bueno para toda Francia.

Cuando era futbolista tenía fama de ganador, una reputación que se incrementó en Italia. ¿Lo utiliza con sus hombres en el vestuario?
Un seleccionador debe transmitir su mensaje y su experiencia. Tengo la suerte de contar con jugadores que son auténticos competidores, que están acostumbrados a ello porque en sus clubes tienen la exigencia y la obligación de conseguir resultados. En ese sentido hay un contexto especial, el de los duelos de repesca a eliminación directa, donde la experiencia es muy importante. Se trata de gestionar bien las emociones para olvidar dicho contexto y concentrarnos únicamente en el terreno de juego.

Usted fue capitán del combinado francés vencedor de la Copa Mundial de la FIFA 1998. ¿Ha hablado con sus pupilos de la alegría que supone participar y ganar un Mundial?
Hablo poco del pasado. Forma parte de mi vida, pero eran otros tiempos, con otras personas. Ahora tenemos que escribir juntos una nueva historia. Y para que tenga final feliz, tenemos que ir a Brasil. Hacía tiempo que sabíamos que íbamos a disputar la repesca. Ahora conocemos a nuestro rival, solo nos queda centrarnos en el objetivo.

¿El hecho de que la Copa Mundial de la FIFA 2014 se celebre en Brasil, el país del fútbol por excelencia, supone una motivación adicional?Para un jugador profesional, una Copa Mundial por sí misma es lo más bonito que hay. Incluso si militas en un gran club y participas en grandes competiciones, lucir la camiseta de tu país en un Mundial es lo más. Ahora mi función es distinta, la de seleccionador, y acepté la misión de conducir a los Bleus a Brasil. Vamos a hacer todo lo posible por alcanzar nuestro objetivo.

Imaginemos que la repesca sale bien. ¿Qué espera de los suyos en Brasil?
¡De momento aún no hemos llegado! Primero hay que clasificarse, después ya hablaremos. A decir verdad, si hablara hoy de lo que nos puede deparar la Copa Mundial, le estaría faltando al respeto a Ucrania. Así que paso a paso y vamos a pensar en la clasificación.

Precisamente, ¿cómo abordarán sus citas con Ucrania para lograr la clasificación?

Tenemos que desplegar un estilo ambicioso, saber imponernos. Sé que Ucrania tiene una defensa muy bien organizada. Habrá que intentar dominar, crearles problemas sin dejar de estar atentos. Lograr la clasificación depende de nosotros.

Explora este tema

Notas recomendadas