Copa Mundial de la FIFA Sudáfrica 2010™

Copa Mundial de la FIFA Sudáfrica 2010™

11 junio - 11 julio

Copa Mundial de la FIFA 2010™

Klose: "El espíritu de equipo inclinó la balanza"

Caras sonrientes en el vestuario alemán. Después del triunfo por 4-1 en octavos de final del tricampeón del mundo en la Copa Mundial de la FIFA 2010 contra su histórico rival inglés, los jóvenes pupilos del seleccionador Joachim Löw daban la impresión de estar en el séptimo cielo cuando los abordamos en los pasillos del estadio Free State de Mangaung/Bloemfontein. FIFA.com habló en exclusiva con el delantero Miroslav Klose y con el central Arne Friedrich sobre el principal motivo por el que se habían impuesto tan claramente en este vibrante duelo.

"Que hoy marcáramos la diferencia a nuestro favor se debió a varios factores", opinó Friedrich, para luego añadir: "Hemos actuado como un bloque, hemos jugado muy compactos durante los 90 minutos, y sobre todo estábamos en mejor forma. En la situación decisiva hemos sabido imponernos con fuerza". El defensa 76 veces internacional se mostró especialmente orgulloso de la desenvuelta actuación de su equipo. Al fin y al cabo, a sus 31 años, es uno de los veteranos de esta selección que este domingo por la tarde volvió a gozar con la creatividad a raudales de las jóvenes estrellas de su combinado, como el director de juego Mesut Özil y el volante Thomas Müller, autor de un doblete.

Una táctica rutilante"Hay que tener en cuenta que Inglaterra debía ser considerada antes del partido claramente como el equipo más fuerte, por los grandes nombres que tiene en sus filas. Pero yo creo que nosotros hemos compensado con creces esa calidad con nuestro extraordinario espíritu de equipo", agregó Friedrich.

Klose estuvo de acuerdo. El delantero de 32 años se mostró tan correoso y combativo contra los Tres Leones como en la Copa Mundial de la FIFA 2006 en su propio país, y coronó su excepcional desempeño con el primer gol del encuentro, su número 50 en 99 comparecencias con Alemania. El circunspecto astro del Bayern de Múnich tenía muchos motivos para presumir de su fantástico rendimiento, pero se limitó a decir: "El principal factor de nuestra victoria fue el espíritu de equipo. Todos nos hemos dejado la piel por los demás, hemos tirado todos en el mismo sentido. Eso fue lo que inclinó la balanza".

Los 40.510 espectadores que presenciaron el partido de la segunda ronda han disfrutado de lo lindo con el ilusionante estilo ofensivo de la Mannschaft, técnicamente admirable en algunas fases del encuentro, así como con algunas brillantísimas acciones individuales de sus jugadores. Pero para Löw contaba algo muy distinto: "Yo ya había visto algunos buenos partidos de mi selección. Pero hoy nuestro joven equipo ha ofrecido sin duda una actuación grandiosa contra los expertos ingleses. En el plano táctico hemos estado sensacionales. Y no hemos querido entregar la plaza en ningún momento".

¿Sello de campeón?
Sin embargo, uno de los protagonistas mereció especial elogio. Thomas Müller, 20 años, demostró una vez más que es un talento juvenil fuera de serie. Una prueba de ello es que se ha encaramado con sus tres goles y tres asistencias hasta lo más alto de la tabla de goleadores del torneo sudafricano. "Tiene cualidades increíbles. Nunca se tensa; a pesar de su corta edad no muestra el más mínimo atisbo de nerviosismo. Tiene la facultad de aprovechar sin inmutarse las ocasiones que se le presentan, también en el área. Es fabuloso con qué sangre fría mete los goles", apuntó Löw en elogio del Jugador Budweiser del Partido.

Así las cosas, los alemanes parecen haber dejado muy atrás su bache en la fase de grupos. Ahora acaban de vencer a un gigante. Y por lo que hemos visto, los golpes de genio de sus jóvenes estrellas son armas muy poderosas. Además son capaces de funcionar como un engranaje perfectamente sincronizado, al que hay que añadir su cohesión y su combatividad característica. En suma, esta selección de Alemania tiene el instrumental característico de los campeones. Pero después del triunfo contra Inglaterra, Löw advirtió: "El próximo rival será aún más difícil, ya sea Argentina o México. Por eso no se nos puede colgar en absoluto la vitola de favorito".

Explora este tema