Copa Mundial de la FIFA Sudáfrica 2010™

11 junio - 11 julio

Copa Mundial de la FIFA 2010™

Tocados, pero no hundidos

© Getty Images

Seguro que la abultada derrota del jueves a manos de Argentina (4-1) habrá dado que pensar a la República de Corea. Pero, a pesar del brusco regreso a la realidad tras su brillante comienzo en la competición, los Guerreros Taeguk ansían recuperarse lo antes posible de la pesadilla vivida en Johannesburgo.

La cautela con la que los surcoreanos abordaron el encuentro quedó patente con la inclusión de dos mediocampistas con vocación defensiva en una conservadora formación 4-2-3-1. Pero ni Kim Jung-Woo ni Ki Sung-Yueng lograron contener el tridente ofensivo argentino, y por lo tanto, la retaguardia asiática se vio expuesta a los embates del rival. En opinión del zaguero Oh Beom-Seok, que realizó su debut en la Copa Mundial de la FIFA, las acometidas eran previsibles, aunque no pudieron hacer nada por detenerlas.

"Sabíamos que nos enfrentábamos a uno de los mejores equipos, así que nuestra estrategia era, antes de nada, concentrarnos en defender y, después, aprovechar las ocasiones disponibles para contraatacar. Pero recibimos el primer gol muy pronto y eso alteró nuestro plan. Cometimos errores imperdonables en defensa y por eso perdimos el partido", declaró a la FIFA el lateral derecho tras el encuentro.

*Cometimos errores imperdonables en defensa y por eso perdimos el partido. *

Mediada la primera parte, los errores defensivos de Corea ya habían dado al conjunto sudamericano una ventaja de 2-0 en el marcador que parecía a todas luces imposible de remontar. Sin embargo, el volante Lee Chung-Yong aprovechó uno de los pocos fallos que cometió la zaga argentina y recortó distancias al borde del descanso. En un alarde de humildad, el mediocampista del Bolton Wanderers restó importancia a su actuación. "El gol no fue importante", declaró. "Nos presionaron al comienzo, pero fuimos metiéndonos en el partido. En la segunda parte, a medida que el cansancio iba haciendo mella en el rival, pudimos desplegar nuestro juego un poco mejor".

De hecho, los Guerreros Taeguk estuvieron a punto de igualar la contienda, lo que habría dado un vuelco completo al choque. Ocho minutos después de la reanudación, Lee se internó por el flanco derecho del mediocampo y envió un excelente centro al área, que Yeom Ki-Hun remató a puerta. Lamentablemente, el disparo salió desviado.

"Creamos varias ocasiones pero no las concretamos. Si hay algo de lo que arrepentirse, es de los múltiples errores defensivos. Individualmente son mejores que nosotros y, como equipo, también se nota un salto cualitativo entre ambos conjuntos", admitió Yeom.

Cuando Gonzalo Higuaín completó su tripleta a falta de diez minutos para el pitido final, los surcoreanos sabían que tendrían que reponerse de su peor derrota en la Copa Mundial de la FIFA desde aquel contundente 5-0 contra Holanda en la fase de grupos de Francia 1998. Aun así, Park Ji-Sung, su capitán, no ha perdido el optimismo en los preliminares del último choque de esta primera fase, contra Nigeria, y prefiere ver el vaso medio lleno.

"Estoy decepcionado porque necesitábamos como mínimo un punto. Jugamos muy nerviosos al principio, y el gol nada más empezar nos complicó mucho las cosas", explicó Park. "A pesar de la diferencia en el marcador, creo que no lo hicimos tan mal, y en la segunda mitad nos lanzamos al ataque. Aún tenemos esperanzas de alcanzar los octavos de final. Debemos prepararnos bien para el próximo partido, contra Nigeria".

Explora este tema

Notas recomendadas

Copa Mundial de la FIFA™

Grupo B: ARG 4-1 KOR

17 jun. 2010